Páginas vistas en total

miércoles, 5 de diciembre de 2012

Galletas de bautizo

Ingredientes masa de las galletas:
- 250g de mantequilla
- 200g de azúcar glas
- 1 huevo XL mas una yema
- 600g de harina
- 50g de cacao en polvo
- Un chorro de leche
- Canela

Ingredientes para la glasa que se utiliza para decorar las galletas:
- 200g de azúcar glas tamizado
- 1 clara
- Boquillas del nº2 y del nº 4  (A falta de ellas se puede rellenar la galleta con una cuchara muy pequeña, ya que los contornos no son muy difíciles)
- Manga pastelera

Con la ayuda de una batidora, trabajar la mantequilla hasta que quede cremosa.
Luego agregar el azúcar y seguir batiendo.
A continuación, incorporar el huevo, revolviendo constantemente.
A continuación, agregue la harina, la canela y el cacao en polvo tamizados y seguir batiendo hasta obtener una masa espesa. En este punto la masa estará muy seca y totalmente desmigada. Le añadiremos un chorrito de leche y continuaremos batiendo brevemente hasta que la masa se despegue de las paredes del vaso. Envolvemos en film trasparente y la dejamos reposar en la nevera 2 horas.
Luego, con un rollo, que extender la masa sobre una superficie enharinada, formando una lámina de 0,6 cm de espesor. Con unos moldes redondos cortamos las galletas ( si no tenemos nos puede servir algun vaso o alguna tapadera que tenga la medida) y las ponemos en una bandeja de horno forrada con papel vegetal ó una lámina de silicona.
Por último, hornear las galletas en el horno y el calor a 180 grados durante 15 minutos o hasta que estén doradas.

Thermomix:

Ponemos en el vaso de la thermomix el azúcar, la harina, la mantequilla y el huevo. Programamos 30 segundos, velocidad 6. En este punto la masa estará muy seca y totalmente desmigada. Le añadiremos un chorrito de leche y programamos 15 segundos velocidad 6 hasta que la masa se despegue de las paredes del vaso. cuando termine retiramos la masa y la envolvemos en film trasparente y la dejamos reposar en la nevera 2 horas.
Pasado este tiempo, estiramos la masa dejando un grosor de 0,6 cm., cortamos con un cortapastas redondo, las ponemos en una bandeja de horno forrada con papel vegetal ó una lámina de silicona.


Para la glasa:

Batimos la clara hasta que se ponga de color blanco. Añadimos el azúcar glas tamizado a cucharadas, sin dejar de batir hasta que se vaya incorporando todo bien. Para ver si tiene la consistencia adecuada dibujamos una l minúscula y si vemos que nos cuesta hacer el giro añadimos una cucharada de agua. Dejamos reposar.
También se puede comprobar la consistencia si al coger la glasa con la cuchara, no se cae de esta como si fuera la de la pasta de dientes.

Thermomix:

Ponemos la mariposa en la Thermomix. Echamos la clara con la mitad del azúcar (100g) y programamos unos segundos a velocidad 1. Subimos a velocidad 3 durante un minuto. Añadimos los otros 100g de azúcar glas y programamos 2 minutos en velocidad 1 a 3.
Esto es para la glasa más consistente. Añadir agua para la glasa de relleno.

Separa la glasa obtenida en 3 boles, con los colores que vas a utilizar: carne, azul (si es niña será rosa) y negro.

El color carne se hace con una o dos gotitas de colorante rojo y una de amarillo.
Color azul para el gorrito y la chupeta,
y negro mezclando los 3 colores básicos: rojo, azul y amarillo.

Cada bol, con la glasa ya teñida, sepáralo en dos. Uno lo dejamos ya así,ya que la glasa está densa y será con el que hagas el delineado -el delineado sirve para que el relleno no se salga de la gallega- es lo primero que hay que dibujar en la galleta. La glasa densa también se utiliza para el borde del gorrito y el chupete.

El otro bol será para conseguir la glasa de relleno, para ello, le añades una gotita de agua y bates durante un minuto más, así estará más floja. Ahora necesitas una consistencia en la que, al cogerla con la cuchara, caiga y se disuelva con el resto al contar hasta 5 segundos, así estará en su punto de glasa de relleno. La consistencia que debes conseguir es parecida a la que tiene la cola de carpintero.

Prepara las boquillas y las mangas que vas a necesitar, mientras está reposando la glasa.
Ponemos cada glasa en una manga con la boquilla adecuada, del número 2 si es para delinear y del número 3 ó 4 si es para relleno. Una vez que tienes la glasa en la manga, lo tapas usando un papel de cocina dobladito y húmedo, que servirá para que no se nos seque la glasa y para mantener limpia la punta.

 Para delinear, la boquilla no debe tocar la galleta, colócala a una altura de uno o dos centímetros por encima de la galleta. Luego rellenamos con la glasa de relleno. Utiliza un palillo para que la glasa llegue a todos las esquinas. La glasa de relleno debe quedar a la misma altura que la de delineado.

Una vez que la galleta esté terminada, la debes dejarla secar durante al menos 12 horas antes de guardarla en las bolsitas.